Todas las comidas del: 2019

#221: Torta de legumbres

Las leguminosas son un alimento popular y asequible para tener en la despensa; por lo que estos granos se han convertido en un elemento básico para muchas personas. Su gusto delicioso y a la vez sutil ha propiciado una amplia gama de recetas y de sabores. Demasiado a menudo me asalta esta sencilla cuestión: ¿Por qué los productos vegetarianos quieren parecerse a los elaborados con carne? Las versiones veganas de platos carnívoros se han convertido en un clásico de la sección vegana de los supermercados y de muchos restaurantes. Pero, pese a sustituir la carne por alimentos de origen vegetal, su forma, textura y en ocasiones también sabor intentan imitar a los hechos con carne. Lo cual no significa que sean mejor, siguen siendo productos altamente procesados. Y es que, nada tiene que ver con la transición alimenticia para un futuro más sostenible; no deja de ser otra línea del negocio capitalista. Y por lo tanto, tampoco es una locura pensar que las empresas que elaboran este tipo de preparados vegetales piensan de una forma …

#220: Caracolas de pasta rellenas de espinacas y ricotta

Un plato para trasladarnos en cada bocado a las espectaculares regiones de la península de la bota. Lo vegetariano no está reñido con lo delicioso y esta comida lo corrobora. Si bien, las espinacas son una de las verduras que no hacen mucha gracia a la mayoría de personas, con una buena receta las cosas cambian. En la cocina italiana se suele cocinar a menudo las espinacas junto a la ricotta, y es que en una comida estos dos ingredientes hacen una muy buena pareja. El verano pasado, ya os mostramos una maravilla rellena: los cappellacci de espinacas y mató (queso fresco catalán similar a la ricotta). Además, probablemente habrás visto en los estantes del supermercado o en las tiendas de pasta fresca los ravioli rellenos de esta delicada combinación. Clásico vegetariano de la cocina italiana. A veces no hay mucha más historia detrás de los platos, así que hoy simplemente os dejamos que la disfrutéis. Lo mejor, compartirla. – comida 8 caracolas de pasta / 1 manojo de espinacas frescas / 100g de ricotta …

#219: Caldoso aromático de alubias y setas cultivadas

Con dos productos se pueden hacer maravillas para al paladar. La combinación de este legumbre con el mundo micológico no es nuevo en este recetario. A principios de diciembre os presentamos un plato delicioso de alubias y negrillas. Y es que como en otoño las setas hacen su aparición en los bosques mediterráneos, donde una gran cantidad de especies pueblan los espacios más umbríos, entre árboles y matorrales, para el resto del año no tenemos otra que optar por las setas cultivadas. La domesticación nos ha llevado a cultivar setas. El bosque nos regala placeres ocasionales, para cuya preservación es necesario tener mucha sensibilidad y empatía hacia los seres que lo habitan. Si todo el mundo fuera al monte a buscar setas, lo dejaríamos “pelao”, sería un atentado contra la naturaleza y no algo propio de la tradición recolectora que practicaban nuestros ancestros; en definitiva, una salvajada. Por suerte, para la producción de setas hay que tener solamente en cuentas dos variables: la temperatura y la humedad. Así, en un invernadero, es posible cultivarlas gracias …

#218: Lechuga y romesco

Un homenaje a nuestro diminuto jardín de dos metros cuadrados. La situación actual en torno a la vivienda es complicada. Precisamente hoy nos vencía el contrato de alquiler, pero hace un mes que tenemos un nuevo hogar. A finales de año nos llegó la carta de que no renovaban el mismo y que teníamos que dejar el piso vacío. Los cambios siempre son para mejor, siempre. Desgraciadamente las cosas están como están y entre las renuncias, hemos tenido que prescindir de la terraza. Ahora tenemos un largo y estrecho balcón típico de los edificios del Eixample barcelonés, pero no por ello vamos a renunciar a tener nuestras propias lechugas. Más pequeño, pero algo cultivaremos. Es nuestro mantra, no podemos olvidarnos tan fácilmente. En los próximos meses, diseñaremos un nuevo jardín y algún día os lo mostraremos y os enseñaremos que nada es imposible. Como siempre decimos, la voluntad mueve montañas. – comida un bol de lechugas / romesco 1 – Cortamos, lavamos y escurrimos bien las hojas de lechuga. 2 – Servimos con un maravilloso …

#217: Espaguetis al romesco

Este plato de pasta se resume con dos palabras: rapidez y sencillez. Italia tiene el pesto rosso o siciliano y nosotros el romesco. Ambas salsas comparten el gusto por la tierra, además del color. Otro gran descubrimiento, al menos en casa. Seguimos en la linea de reivindicaciones locales. Como ya he mencionado alguna vez, comida y siesta nos ha permitido repensar nuestra alimentación, pero sobre todo experimentar en la combinación de alimentos y condimentos. Nunca antes, se nos había ocurrido utilizar el romesco como un pesto, una de las archiconocidas salsas italianas hecha a base de piñones, albahaca y queso parmesano. Nunca es tarde. – comida 100g de pasta / 2-3 cucharadas de romesco / orégano seco / aceite de oliva / sal 1 – Hervimos en agua con sal la pasta siguiendo las instrucciones del productor. 2 – Escurrimos los espaguetis. Los volcamos de nuevo a la olla, agregamos el romesco y removemos hasta que toda la pasta este impregnada de la salsa. 3 – Servimos con una pizca de orégano por encima y …

#216: Pan plano de puerro, servido con maravilloso romesco

Es hora de abrir los horizontes de esta salsa y servirla para mojar cualquier alimento digno de ser sumergido en ella. Como ya hemos dicho en numerosas ocasiones, demasiado a menudo tendemos a exportar las tradiciones culinarias de otras partes del mundo y nos olvidamos de lo que tenemos aquí. Por ello, este mes lo estamos dedicando a una de nuestras salsas por excelencia: el romesco. Típicamente catalana, el romesco no solo sirve para venerar al maravilloso mundo del calçot. Solo se aprende mirando al pasado. Por ello, hoy queremos reivindicarla como salsa para mojar. Al estilo del mojo picón canario, el guacamole mexicano, el hummus del mediterráneo africano o el tapenade provenzal, por nombrar unos pocos. Para mojar nuestro romesco os proponemos un pan plano de puerro, pero podéis mojar lo que os apetezca. Por ejemplo, unos crudités tradicionales de la gastronomía francesa o lo que es lo mismo, unos bastoncillos de hortalizas crudas. Sin duda, disfrute a la máxima potencia. – comida 150g de harina / 90g de agua / 2 puerros grandes …

#215: Guiso de patatas, setas y romesco

O lo que es lo mismo, una remescada increíblemente deliciosa y forestal. En casa, el febrero es especial y por ello queremos sumergirlo en una olla llena de romesco, una de nuestras salsas más apreciadas para estas fechas. Experimentar es ampliar. En la receta de hoy, utilizamos el romesco como ingrediente para espesar el caldo del guiso, además de aportar color y sabor al plato. Con esta comida, introducimos la tradición marítima de las comarcas de Tarragona a nuestro nuevo recetario vegetal y mediterráneo. Sin duda, una nueva forma de entender e interpretar esta maravillosa salsa, hecha principalmente a base de almendras, tomacons y otros aromáticos como ajos, cebolla, pimentón y aceite de oliva. Poco más que añadir. – comida 4-5 patatas / 1 nabo / setas variadas* / 3 cucharadas de romesco / 1 puerro / 4 ajos tiernos / medio vaso de vino blanco seco / sal / aceite de oliva / agua *Hemos utilizado 100g de lengua de buey, 100g de rebozuelo, 100g de trompeta de la muerte y 1 seta de …

#214: Arroz hervido

Aunque no lo parezca, el arroz simplemente hervido puede tener mucho. En Japón lo llaman okayu, en muchos países del continente americano lo conocen como sopa de arroz y aquí simplemente lo apellidamos hervido. Y es que es esto. Arroz cocinado mediante la técnica de la ebullición en agua. Listo. “El arroz, el pez y el pepino, nacen en agua y mueren en vino”. – Refrán Como ya comentamos en la comida del jueves pasado, este año ha empezado con un gran cambio: mudarse de casa. La búsqueda ha sido angustiosa, pero especial y rápida a la vez. Y la peor parte de todo esto se lo ha llevado nuestra alimentación, por ello, una vez ya instaladas esta comida nos ha revitalizado y cargado de energía para afrontar el inicio de otro febrero más. ¡Salud! – comida 75g de arroz / 300g de agua / sal / aceite de oliva 1 – Ponemos en una olla el agua a hervir con sal al gusto. 2 – Cuando arranque a hervir, añadimos el arroz y lo …

#213: Espinacas y patata

Una de las mejores cenas que hay en el mundo: sabrosa, fina y ligera. Enero es sinónimo de inicio, de principio de algo; pero también de fin de algo. Pasadas las fiestas familiares, es momento de aligerar los días y la alimentación es el modo ideal para hacerlo. Fin de los excesos, verdura para equilibrar los “sesos”. En ese camino para vegetalizar nuestro recetario, pensamos que este plato es perfecto para añadir una referencia más a la lista. Si bien las espinacas son una de las verduras más olvidadas como odiadas por muchos, su sabor es profundamente terrenal. Maravillosamente delicado. Dadle una oportunidad. ¡Salud! – comida 1 manojo de espinacas frescas / 2 patatas / pimienta negra recién molida / sal en escamas / aceite de oliva 1 – Pelamos, limpiamos y cortamos las patatas a dados. Las ponemos a cocer con agua hirviendo con sal. 2 – Limpiamos las hojas de espinacas y las escaldamos unos 3-5 minutos en agua hirviendo con sal. Dejamos escurriendo. 3 – Servimos perfectamente aliñado. y siesta 4 – …

#212: Farcellets de col

No todo tiene que ir relleno de animal… estos farcellets estan deliciosos simplemente con una mezcla de setas variadas. Típicos de la cocina de la cocina de montaña, concretamente de la aranesa y la occitana, estos farcellets son la opción ideal para una cena ligera y conectada con la naturaleza de los meses fríos del año. Lo vegetal es el futuro. Entre cajas y muchas cosas, poco más que añadir. – comida 1 col / setas variadas / ajos tiernos / sal / pimienta negra molida / aceite de oliva 1 – Deshojamos la col. Dejamos 8-10 hojas enteras bien grandes y de tamaño parecido. En una olla ponemos a hervir agua con una pizca de sal y escaldamos las hojas de col. Escurrimos y reservamos 2 – Hervimos el resto de la col en agua con sal. Pasado 10-15 minutos, lo escurrimos. Una vez enfriada y escurrida, la picamos y reservamos. 3 – Pelamos y picamos los ajos. Incorporamos las setas y las dejamos cocinar. Añadimos la col picada y lo dejamos sudar. Salpimentamos. …